En este número:

Secciones:

| Algo de Historia | Rincón de Oportunidades | Arte en la Ruta Jacobea |Conecta con nosotros | Un segundo de paz | Rincón de Novedades | El Fogón del peregrino |Literatura en el Camino |

arte

LOS MONASTERIOS
  • Catedral de Santa María la Real de Pamplona (II)

Iglesia En su interior se observa una gran unidad de estilo dentro del gótico. Con planta de cruz latina, consta de nave central y crucero de su misma altura, dos naves laterales y girola, más bajas, y dos series de capillas paralelas a la nave central. Las bóvedas son de sencilla crucería, siendo más complicadas las del tramo central del crucero y las del presbiterio. La luz entra por ventanas ojivales con vidrieras, algunas de ellas del siglo XVI y otras más modernas. Destacan por su magnifica ejecución dos rejas del siglo XVI, una gótica en el presbiterio y otra plateresca en el crucero. En el presbiterio bajo un baldaquino gótico moderno, está la imagen de Santa María la Real, talla románica chapeada de plata, ante la cual juraban su cargo los reyes de Navarra. Al fondo del ábside se encuentra la sillería del coro, obra cumbre del estilo renacentista tallada en torno a 1540. En medio de la nave central está el mausoleo de los reyes de Navarra, Carlos III y su esposa Leonor, de comienzos del siglo XV, obra maestra de la escultura funeraria gótica. Su autor, Johan Lome, de Tournay, vino de los Países Bajos para hacerse cargo de la obra en la que contó con un grupo de ayudantes de la vecina Francia. Se realizó entre los años 1413 y 1419, según modelos de tradición parisina-neerlandesa contemporánea. A los pies de la catedral, a la izquierda y después del baptisterio se encuentra la capilla de San Juan Bautista, con retablo renacentista del siglo XVI. A esta le sigue otra con un retablo gótico de pintura sobre tabla, representando profetas y una talla del Crucificado, todo ello del siglo XV tardío. En las dos capillas siguientes están los retablos barrocos de San José y de las Reliquias. En el crucero norte destacan dos grandes retablos barrocos, de 1675, dedicados a San Gregorio y San Jerónimo. Ya en la girola, se puede ver la capilla Sandoval, con un retablo de 1620 y dos tallas barrocas de San Ignacio y San Francisco Javier. Sigue el retablo de San Agustín, del siglo XVII. Al fondo de la girola quedan las dos puertas de la sacristía, góticas del siglo XV. Entre ellas se encuentran dos grandes retablos barrocos, de 1710. El primero se llama del Cristo de los Capellanes y el segundo está dedicado a San Fermín. Al final de la girola por la derecha, están el retablo gótico de Santo Tomás, de 1507 y el de la Piedad, realizado en 1600 por Domingo Bidarte y Juan Claver. En el brazo sur del crucero, convertido en capilla del Santísimo, se instaló el Cristo del trascoro, obra de Juan Bazcardo en 1600. Al exterior de esta capilla y adosada a un pilar, se encuentra una talla de piedra de los primeros años del siglo XV que representa a la Virgen de las Buenas Nuevas. Sigue la capilla de San Juan Evangelista, con un retablo gótico del siglo XVI, y finalmente la capilla de Santa Catalina, con retablo barroco de 1683.

Fachada

Consta de una fachada neoclásica construida sobre planos de Ventura Rodríguez en 1783, para sustiuir la primitiva románica que estaba en muy mal estado. En el centro queda un gran pórtico aguantado por cuatro pares de columnas que sostienen un frontón. Las dos torres cuadrangulares a los extremos se unen al pórtico por sencillos entrepaños. Detrás de una terraza, el paño central tiene un rosetón y termina en otro frontón, adornado por una cruz que adoran dos ángeles. Las torres son macizas hasta la altura de la nave central y en su parte superior los vanos de las ventanas van flanqueados por columnas corintias. Por medio de un cilindro con óculos pasan al remate, en forma de campanilla. En el interior de la torre del norte está la campana María, de más de 250 quintales de peso, una de las más grandes de España todavía en uso.

Historia

Lo primeros datos que se refieren a la Catedral de Pamplona se relacionan con la serie de obispos o delegados que figuran como asistentes a los célebres concilios visigodos de Toledo. Así sucede con Lilio (589), que acudió al III Concilio de Toledo; Juan (633), que suscribió las actas en el IV; Atilano (683), que asistió al XIII, y Marciano (693), que figuró en el Concilio XVI de Toledo. Esto nos indica la existencia de un templo catedralicio en Pamplona, templo que fue destruido por los musulmanes en el año 924. A comienzos del siglo XI y siendo rey Sancho el Mayor debió restablecerse la diócesis en torno al 1030, lo cual obliga a pensar en un nuevo templo que, bajo la advocación de la Asunción, hizo las veces de catedral hasta que fue demolida, esta vez por los propios cristianos, para dejar paso a un importante edificio románico. Las excavaciones realizadas en el subsuelo de la catedral en 1990 han permitido conocer mejor aquel templo de tres naves y tres ábsides, con largo crucero, debido a la iniciativa del prelado don Pedro de Roda, cuyas obras debieron iniciarse hacia 1100. La consagración de la nueva catedral contó con la presencia del rey Alfonso el Batallador, el 12 de abril de 1127. Diez años más tarde concluyeron las obras del claustro, uno de los más bellos del arte español a juzgar por sus capiteles. Un hundimiento parcial, pero importante, del templo románico en 1390, hizo que se pensara en una nueva catedral, esta vez de estilo gótico, cuya primera piedra se colocó en 1394, siendo don Martín de Zalba, cardenal y obispo de Pamplona y rey de Navarra Carlos III el Noble, sin olvidar a su esposa doña Leonor de Castilla. Personas reales enterradas en la Catedral de Pamplona Reyes de Navarra:

• García VII de Navarra (†1150)

• Sancho VI de Navarra (†1194) y su mujer Sancha ((†1175), y su hijo Remigio (†1229)

• Teobaldo I de Navarra (†1253)

• Enrique I de Navarra (†1274)

• Felipe III de Navarra (†1343)

• Carlos II de Navarra, el Malo (†1387)

• Carlos III el Noble (†1425) y su esposa Leonor de Trastámara (†1415), y sus hijos: Carlos, Luis, María, Isabel y Margarita.

• Lancelot de Navarra, príncipe, patriarca de Alejandría

• Ana de Cleves, princesa de Viana (†1448)



historia

Curiosidades Jacobeas

Esta vez hemos escogido uno de los múltiples cuentos medievales conocidos por los peregrinos de toda Europa. Su transmisión ha sido frecuentemente oral ya que era costumbre de los romeros sentarse al amor del fuego que ardía en los hospitales, hospederías o en los conventos, en las frías noches de los meses
de primavera, otoño e invierno mientras daban cuenta de una buena sopa  o esperaban a que se secaran sus ropas tras haber sido sorprendidos por un fuerte aguacero.

El rey y el juglar

Al amor del hogar y entre cucharada y cucharada de buen potaje, un peregrino comenzó así este relato:

Hace mucho tiempo, en tierras lejanas, un rey tuvo un único hijo que era el orgullo de su corazón. El joven era valiente, prudente, justo y sabio. El pueblo le amaba como a su futuro rey, pero desgraciadamente el joven murió en un accidente. El rey, desesperado, se encerró en sus aposentos y abandonó el gobierno de su reino en manos de sus consejeros. La desesperación del anciano monarca corrió de boca en boca por pueblos y aldeas y un día se presentó ante el palacio un misterioso juglar. Ante la resistencia de los soldados a dejarle ver al rey, el juglar dijo así:
“Sabed que he vuelto del Paraíso, donde pude hablar con el príncipe y traigo a su padre un mensaje de su parte”

Sabido esto por el rey, el juglar fue admitido a su presencia y habló de esta manera:
“Sabed mi rey que fui al Paraíso para castigar a Dios porque no sabe gobernar el mundo y le increpé duramente, diciéndole: Todos los monarcas de la tierra tienen entre sus hijos príncipes mal enseñados que deshonran a su linaje y con su veleidad destruyen la obra de sus antepasados y, sin embargo, la muerte no se interesa por ellos. Pero cuando el príncipe es justo la muerte se lo lleva en plena juventud. Lo mismo ocurre cuando te pedimos lluvia y se inundan nuestras tierras o cuando hay sequía y no nos envías agua.
Asustado por lo que oía, el anciano rey preguntó al juglar qué le había respondido Dios.
El juglar contestó: “Dios me preguntó si yo tenía un huerto con muchos árboles y le dije que sí. Entonces quiso saber si los frutos de esos árboles estaban siempre maduros y sabrosos. Yo le respondí que no, que unos
maduran para San Joaquín, otros en agosto y otros en San Miguel. Dios me miraba sonriente  y comprensivo. Tras unos momentos me dijo:
“Comprende hijo que el mundo es como un huerto, en el que los hombres son los árboles. De este modo, todos los frutos no son buenos a la vez ni a Mí me apetecen, sino que unos me apetecen antes y otros después; algunos durante su juventud, otros durante la madurez y algunos ya en la vejez. Ve, pues, y di al rey
que Yo tomé de mi huerto a su hijo porque en ese momento era como una manzana olorosa y sana, pero si hubiera estado más tiempo en el mundo se hubiera podrido y corrompido.”
Al oír estas palabras el rey comprendió y su corazón, reconfortado, dio gracias a Dios.


 

literatura

 

 

 

Título:

MONASTERIOS, CARTUJAS Y CONVENTOS EN LAS RUTAS COMPOSTELANAS ESPAÑOLAS

Editorial: TRESCTRES Autor: VV.AA. Publicación: Coruña, 2004 Páginas: 341. Medidas: 30 x 21,5 cm. Fotografías: Sí

 


Índice: Generalidades · El peregrino · La simbología jacobea · La hospitalidad · La asistencia médico-farmacéutica · Órdenes religiosas monásticas y cartujanas · Orden benedictina · Orden del císter · Orden de San Jerónimo · Orden de los Cartujos · Otras órdenes religiosas · Orden franciscana · Orden agustiniana · Orden carmelita · Orden de los dominicos · Orden de los jesuitas · Los escudos de armas de los monasterios, cartujas y conventos · Rutas compostelanas españolas · Ruta compostelana francesa: Ramal navarro: Abadía de San Salvador de Leyre; Ramal aragonés; Ramal catalano-aragonés: Monasterio de Santa María de Montserrat; Real Abadía de Santa María de Poblet; Monasterio de Santes Creus; Monasterio de Santa María de Vallbona; Monasterio de Santa María de Piedra; Monasterio de Santa María de Veruela; Monasterio de Santa María de Rueda; Monasterio de Santa María la Real de Nájera; Monasterio de Yuso de San Millán de la Cogolla; Monasterio de S. Salvado de Oña; Abadía de S. Pedro de Cardeña; Monasterio de S. Juan de Burgos; Monasterio de Santo Domingo de Silos; Monasterio de San Zoilo a San Féliz; Real Monasterio de S. Benito de Sahagún de Campos; Historia del Real Monasterio Benedictino de San Claudio; Real Monasterio de Santa María de Carracedo; Abadía de S. Julián de Samos · Ruta compostelana del centro: Monasterio de San Lorenzo El Real de El Escorial; Real Cartuja de Santa María del Paular; Real Monasterio de Santa María del Parral; Real Cartuja de Santa María de Aniago; Monasterio de S. Benito el Real de Valladolid; Real Monasterio de Nuestra Sra. de S. Pedro de la Santa Espina; Colegio noviciado de la orden jesuita de Villagarcía de Campos; Monasterio de Sta. María de Montederramo; Monasterio de San Estevo de Ribas do Sil; Monasterio de Sta. Cristina de Ribas do Sil; Monasterio de Sta. María de Xunquera de Espadañedo; Monasterio de Sta. Mª de Oseira · Ruta compostelana de La Plata: Cartuja de la Defensión de María; Monasterio de Sta. Mª de las Cuevas: Cartuja de Sevilla; Monasterio de S. Isidoro del Campo; Real y pontificio monasterio de Sta. Mª de Guadalupe; Monasterio de Sta. Mª de Yuste; Monasterio de Sta. Mª de Moreruela; Monasterio de S. Salvador de Celanova; Monasterio de S. Clodio; Real e Imperial monasterio de Sta. Mª de Oia; Monasterio de S. Martín Pinario · Bibliografía.
Resumen: Guía muy completa de Monasterios, conventos y Cartujas de España de todas las épocas y estilos, situados en cualquier ramal del Camino de Santiago (no sólo el Camino Francés)



 

El Fogón del peregrino

 Esta receta ha sido facilitada por la web www.cocinavino.com

CANELONES A LA CATALANA

Lo que necesitamos:

12 canelones
200 grs. de pechuga de pollo
150 grs. de carne de cerdo picada
50 grs. de higadito de pollo
3 tazas de leche molida                                          
3 cucharadas de mantequilla                         
3 cucharadas de harina
2 cucharadas de queso rallado
1 cucharada de manteca de cerdo
1 cebolla mediana
pimienta molida y sal al gusto

 

Manos a la obra:

Primero cocemos el pollo en agua con sal hasta que quede tierno; lo escurrimos y lo picamos. Limpiamos los higadillos, los lavamos y los picamos. Pelamos la cebolla y la picamos muy fina; la rehogamos con la manteca en la sartén hasta que quede transparente.

Incorporamos la carne, los higadillos y el pollo. Sazonamos Los ingredientes con sal y pimienta y los freímos hasta que queden dorados. Preparamos una salsa bechamel en un cazo.

Cocemos la pasta en abundante agua con sal y un corrito de aceite de oliva para que no se pegue. Una vez cocida, la ponemos bajo el grifo de agua fría para refrescarla; seguidamente disponemos la pasta sobre un paño y procedemos a rellenar cada canelón.

Cubrimos el fondo de una bandeja de horno con una ligera capa de la salsa bechamel y vamos colocando cuidadosamente todos los canelones sobre ella. Una vez hecho esto, cubrimos todos los canelones con el resto de la salsa. Espolvoreamos con el queso rallado y colocamos una pequeña cantidad de mantequilla por en cima. Sólo resta introducir en el horno hasta que los canelones queden suavemente dorados.



Un segundo de paz...

6

Cuento árabe sobre la amistad

 

A un oasis llega un joven, toma agua, se asea y pregunta a un viejecito que se encuentra descansando: ¿Qué clase de personas hay aquí?
El anciano le pregunta: ¿Qué clase de gente había en el lugar de donde tú vienes?
"Oh, un grupo de egoístas y malvados" replicó el joven.
"Estoy encantado de haberme ido de allí".
A lo cual el anciano comentó: "Lo mismo habrás de encontrar aquí".
Ese mismo día, otro joven se acercó a beber agua al oasis, y viendo al anciano, preguntó:
¿Qué clase de personas viven en este lugar?
El viejo respondió con la misma pregunta: ¿Qué clase de personas viven en el lugar de donde tú vienes?
"Un magnífico grupo de personas, honestas, amigables, hospitalarias, me duele mucho haberlos dejado".
"Lo mismo encontrarás tú aquí", respondió el anciano.
Un hombre que había escuchado ambas conversaciones le preguntó al viejo:
¿Cómo es posible dar dos respuestas tan diferentes a la misma pregunta?
A lo cuál el viejo contestó:
Cada uno lleva en su corazón el medio ambiente donde vive. Aquel que no encontró nada bueno en los lugares donde estuvo no podrá encontrar otra cosa aquí.
Aquel que encontró amigos allá podrá encontrar amigos acá.



A todos nuestros simpatizantes y amigos, les animamos a que se suscriban a la primera Revista Peregrina CAMINO DE SANTIAGO.
Efectivamente las fotos que se pueden ver son las portadas de las cuatro primeras revistas Jacobeas de ámbito abierto, que se dirige a todo el mundo en toda la historia de las peregrinaciones.
En formato folio, con 100 ilustradas páginas en papel de gran calidad, e interesantes artículos, se puso a la venta en muchos quioscos de toda la nación el pasado día 22 de septiembre.
Las noticias que nos llegan, no pueden ser más optimistas, pues a pesar de haberse distribuido 15.000 ejemplares, de cada una parece que en muchos puntos de venta ya se han agotado.
La empresa editora posee una reserva para suscripciones, con el fin de satisfacer a todos aquellos peregrinos o amantes del Camino que quieran hacerse con un ejemplar.
No te quedes sin estos históricos ejemplares .

            

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


Deseo suscribirme  a “Camino de Santiago. Revista Peregrina” durante un año (6 números),

al precio de 24 Euros (gastos de envío incluidos para España - península e islas) Suscripción
Unión Europea 39 Euros (Gastos de envío incluidos). Suscripción
Resto del mundo: 46 Euros (Gastos de envío incluidos) Suscripción

 


 


En este nº os ofrecemos de cara al verano, unas expléndidas camisetas con motivos Jacobeos.

Tallas: S-pequeña. M-mediana. L-mediana Plus. XL-grande.

.
Camiseta 2004 Año Jacobeo.
Diseño Mundicamino Clic aqui

 

 

 


Si estás interesado en este artículo haz "clicK" sobre el.


Si deseas hacernos alguna pregunta de cualquier tipo o darnos tu opinión sobre nuestro Boletín, puedes escribirnos. Nuestro compañero Emilio te atenderá personalmente. Ya sabes que, además, puedes contactar con nosotros en ruta@mundicamino.com o en nuestra web  www.mundicamino.com

Zona de Registro

Si deseas formar parte de nuestra base de datos, haz clic aquí para poder registrarte como cliente, y así podrás recibir nuestro boletín de noticias.

Información General

- Mundicamino no se responsabiliza de ningún comentario de los peregrinos ya sea bueno o malo. El copyright tanto de las fotos como de los textos es exclusivo del autor.
- Mundicamino respeta la Ley Orgánica 15/1999 de Pr
otección de Datos de Carácter Personal (LOPD), NO considerando este e-mail como propaganda publicitaria (o SPAM). Este correo ha llegado hasta usted porque su correo electrónico ha sido introducido en el apartado de nuestra web www.mundicamino.com o bien se ha puesto en contacto alguna vez con nosotros.
- Si usted no desea recibir periódicamente este boletín por favor diríjase al pié de este boletín y dese de baja introduciendo su e-mail, y pulsando en darme de baja . Nuestras más sinceras disculpas si es el caso.
- Para cualquier duda / sugerencia escríbenos a Departamento Boletín  

Este mensaje se dirige exclusivamente a su destinatario. Contiene información solicitada,por el mismo sometida a secreto profesional o cuya divulgación está prohibida por la ley. Si ha recibido este mensaje por error, debe saber que su lectura, copia y uso están prohibidos. Le rogamos que nos lo comunique inmediatamente por esta misma vía y proceda a su destrucción. Muchas gracias. Departamento Jurídico. 

Inicio |

 

Baja Boletin

Baja del Boletin

 

Mundicamino SL 2009