Apostol
Logotipo mundicamino

Inicio / Los Caminos / Camino Francés

Camino Francés

Volver

Etapa

28

Tramos

O Cebreiro - Triacastela

20.5 Km

1. O Cebreiro - Liñares - 3.2 Km

A la salida de O Cebreiro y por la parte superior del albergue parte un camino de tierra que, después de un corto ascenso por el monte, desciende entre pinares y pegado al trazado de una línea de alta tensión, hasta una pista que se sigue a la derecha y que nos lleva a Liñares.

2. Liñares - Hospital de la Condesa - 2.3 Km

Por una pista, bien protegida de abedules, subimos hasta el alto de San Roque (1.271 m.) donde nos recibe un peregrino de bronce del escultor Acuña, que parece caminar contra el viento. Una senda a la derecha de la carretera bien señalizada avanza hasta Hospital de la Condesa.

3. Hospital de la Condesa - Alto do Poio - 3.0 Km

Tras salir de la localidad, se toma la carretera, la cual se abandona por la derecha para seguir por una senda que nos lleva al pie del Padornelo, donde una corta pero durísima rampa nos sitúa en el alto Do Poio.

4. Alto do Poio - Fonfria - 3.3 Km

Desde el puerto se recorre por senda cercana a la carretera un pequeño altiplano. Tras el cual y en breve se desciende hacia Fonfría.

5. Fonfría - Viduedo - 2.3 Km

Por agradable senda y en descenso, sin apartarse demasiado de la carretera se alcanza Viduedo. Pero a partir de este punto ye perderemos de vista todo contacto con el asfalto.

6. Viduedo - Triacastela - 6.4 Km

Viduedo es el punto de inicio de un pronunciado descenso hacia Triacastela. Por sendas y caminos de tierra, atravesando algunos regatos y con unas vistas espectaculares sobre los monte Caldeirón y Oribio se va descendiendo hacia las pequeñas aldeas de Filloval, Pasantes y Ramíl, que son la antesala a su capital: Triacastela.

Tras superar Fillovial se cruza la carretera vieja y despues de pasar por un retamal se alcanza un túnel que nos sirve para superar la nueva carretera LU 634. Por una encajada vereda de muros de piedra y viejos castaños vamos avanzando hacia Pasantes y Ramil, para muy pronto entrar en Triacastela por el fondo del valle.