Apostol
Logotipo mundicamino

Inicio / Los Caminos / Camino Portugués

Camino Portugués

Volver

Cultura

Padrón




La historia de Padrón se encuentra íntimamente ligada a la trayectoria histórica de su vecina Iria Flavia, gran ciudad romana, en la época en la cual, según la tradición jacobea, arribó a estas costas gallegas el cuerpo del Apóstol Santiago tras su martirio en la ciudad de Jerusalén. Siempre según la misma piadosa tradición, la barca que lo portaba atracó en el río Sar y fue amarrada a una piedra, o pedrón. De ahí el nombre de la nueva población. Este pedrón era un ara romana que se conserva y expone bajo el altar de la iglesia parroquial de Santiago de Padrón.

Padrón está vinculado a importantes figuras de la literatura gallega, como Macías el Enamorado, Juan Rodríguez de Padrón, Camilo José Cela o Rosalía de Castrocuya casa, llamada "A Matanza" donde vivió sus últimos años y murió, y convertida hoy en museo, se encuentra en las afueras del pueblo.

Más información



Iria Flavia




En el pasado Iría Flavia era una gran ciudad romana. Parece que su nombre procede de un vocablo celta y el calificativo del emperador romano Flavio Vespasiano. Iria Flavia es citada por el geógrafo Ptolomeo, en su obra "Itinerario Romano" ; en este libro dice que Iria Flavia es la capital de la tribu celta de los caporos, un importante puerto comercial y residencia favorita de cónsules y pretores.

Con excelentes comunicaciones gracias al trazado de la vía XIX del Itinerario de Antonino y por su fácil salida hacia el mar (Ría de Arousa),

situada en una rica región de enorme poblamiento de castros, fue la sede de la Diócesis.

En la actualidad Iria Flavia ha sido paseada a nivel mundial por ser la cuna de Camilo José Cela, novelista español de fama universal, nacido el 11 de mayo de 1916 en esta localidad coruñesa.

Más información



A Esclavitude

Rúa de Francos




Como parte del Concello de Teo, la parroquia de Rúa de Francos tuvo que hacer frente en numerosas ocasiones a las invasiones normandas, vikingas y sarracenas. La peor de todas fue la invasión vikinga del año 968, recogida por el Cronicón Iriense, en la cual fue tomada al asalto por una expedición de más de cien naves, al mando del caudillo Guderedo. Los habitantes intentaron defenderse con su arzobispo Sisenando al frente. El encontronazo fue brutal. En la batalla perecieron el arzobispo y numeroso vecinos.

Más información



Santiago de Compostela




Antiguas narraciones cuentan, que en los primeros años de la cristiandad el Apóstol Santiago(Jacob), hijo de Zebedeo y hermano de Juan Evangelista, predicó el Evangelio por las célticas tierras de Galicia, situadas al noroeste de la península y que por los propios romanos fueron consideradas como el fin de la tierra (Finis Terrae).

En el año 44 y después de nombrar varios discípulos, regresó a Jerusalén, donde fue torturado y decapitado por Herodes Agripa.

Como ya hemos narrado en el apartado "Historia", el cuerpo fue trasladado por sus discípulos hasta Iria Flavia, la entonces Capital de la Galicia Romana situada en la costa Gallega, siendo enterrado su cuerpo en un compostum o cementerio, donde construyeron un mausoleo marmóreo.

Como consecuencia de las persecuciones a los cristianos y todo tipo de prohibiciones para la práctica del culto, la existencia del lugar cayo en el más absoluto olvido, hasta que en el año 812 un eremita observó ciertos fenómenos antinaturales en el lugar, que se podían definir como resplandores estelares (Campus Stellae, o Campo de la Estrella, de donde se deriva el actual nombre de COMPOSTELA).

Después de advertir del hallazgo a Teodomiro, a la sazón obispo de Iria Flavia, fue informado el Rey Alfonso II, que acudió al lugar y proclamó al Apóstol Santiago, Patrón del Reino, mandando edificar un Santuario, que posteriormente llegaría a ser la actual Catedral. A partir de este momento Santiago se convierte en referente de peregrinación para todo el cristianismo Europeo, al que acuden reyes, príncipes, santos y toda suerte de peregrinos, que con su sacrificio trazan una gran diversidad de rutas.

Es el Papa Calixto II y posteriormente Alejandro III, quienes conceden a la Iglesia Compostelana el "JUBILEO" al proclamarla "Ciudad Santa" junto a Jerusalén y Roma

Más información