Apostol
Logotipo mundicamino

Inicio / Noticias / El Camino Inglés no tendrá nueva señalización hasta la próxima semana

El Camino Inglés no tendrá nueva señalización hasta la próxima semana

Volver

11 octubre 2017 / lavozdegalicia.es

El gerente del Xacobeo comprobó las deficiencias de la ruta, de la que fueron retirados todos los marcos.

Oroso amaneció ayer, un día más, con tan solo un marco señalizador del Camino Inglés en los siete kilómetros que separan el municipio de Ordes de la capital de aquel, Sigüeiro. Las recientes pérdidas de peregrinos por los montes y su consiguiente enfado hicieron que intervinieran Antonio Leira, concejal orosino responsable de esta ruta jacobea, y Rafael Sánchez, gerente del Xacobeo, quien a primera hora de la mañana de ayer mismo comprobó in situ las deficiencias actuales desde A Rúa (Ordes) hasta la salida de Sigüeiro. El problema radica en que la Xunta está reseñalizando el Camino Inglés y la empresa concesionaria de los trabajos, Ovisa, ha retirado todos los marcos para limpiarlos sin poner una señal alternativa.

El malestar se arrastraba desde la semana pasada, cuando peregrinos que procedían de Hospital de Bruma advertían de la inexistencia de señalización. Algunos se extraviaron por las pistas de concentración parcelaria, algo que le sucedió al menos a cuatro de ellos el pasado martes y que tuvieron que ser localizados por voluntarios. Situación semejante -pero al final llegaron a Sigüeiro por su propio pie sin más incidencias- vivió un nutrido grupo de jóvenes centroeuropeos, con el agravante de que ninguno hablaba español.

«Por Ordes vas bien -manifestaba un peregrino, Carlos, de A Coruña-, pero en cuanto llegas a As Carrás, que es la última de sus aldeas, sigues por intuición». «Luego entras en Oroso y no hay señales, la verdad es que no sabíamos por donde tirar», ratificaba Isabel, de Valencia.

Ante ese escenario, Antonio Leira avisó directamente a la Dirección Xeral de Patrimonio. El Xacobeo se hizo ayer cargo del problema y convocó al jefe de obra de Ovisa para inspeccionar el trazado. El propio gerente de la entidad le manifestó que lo que veía -unos pequeños palos con la parte superior pintada de rojo y un par de flechas del mismo color- no era tolerable, a pesar de que el martes por la tarde la empresa había puesto en numerosos puntos unos folios plastificados indicando por dónde discurre el Camino, a los cuales los presentes le auguraron una corta vida porque ya fue arrancado uno de ellos.

El jefe de obra se mostró totalmente dispuesto a desarrollar cualquier acción que se le indicase y aseguró que en las siguientes horas habría flechas amarillas de madera. Se espera así suavizar un problema que en ningún caso se va a solucionar de manera inmediata, ya que por lo menos hasta mediados o finales de la semana que viene no estarán listos los marcos que se instalarán en los diversos cruces.

Rafael Sánchez, que destacó el espíritu de colaboración con el Concello de Oroso «porque o máis importante de todo e para todos é que o Camiño Inglés estea o mellor posible e por suposto que os peregrinos non se anden perdendo», aprovechó para comprobar que a la salida de Sigüeiro, en el peligroso cruce de la N-550, se habían pintado gruesas flechas amarillas que ahora conducen a los peregrinos hasta un paso de peatones.