Apostol

Inicio / Actualidad / Cuaderno de viajes de lo que no debes perderte en el Camino Francés: Etapa Belorado-San Juan de Ortega

Cuaderno de viajes de lo que no debes perderte en el Camino Francés: Etapa Belorado-San Juan de Ortega

14 septiembre 2021 / Mundicamino

Para esta etapa os aconsejamos los principales monumentos que no debéis perderos :

Tosantos

Ermita de la Virgen de la Peña

En Tosantos cabe destacar la ermita rupestre de la Virgen De La Peña, excavada en la roca. Dentro se venera una imagen románica de la virgen, del siglo XII.

Iglesia Románica dedicada a Ntra. Sra.

Sencilla pero bonita iglesia Románica, dedicada a Ntra. Sra. de la Natividad.

Villafranca Montes De Oca

Iglesia Parroquial de Santiago el Mayor

La iglesia parroquial de Villafranca Montes de Oca está dedicada a Santiago. Se trata de un edificio remodelado, llevado a cabo a finales del siglo XVIII.

Ermita de Ntra. Sra. de Oca

Por el lado del valle (hay que ir expresamente, ya que la ruta se desvía a la derecha) se encuentra la ermita de la Virgen de Oca, lugar donde la tradición cuenta que, junto a un manantial, fue martirizado San Indalecio, discípulo de Santiago.

Ruinas prerrománicas

Poco antes de llegar a la población y a la derecha del Camino, se pueden apreciar los restos de la cabecera de un templo prerrománico: San Félix de Oca, lugar donde recibió sepultura el fundador de Burgos el conde Diego Porcelos.

San Juan de Ortega

Monasterio de San Juan de Ortega

San Juan de Ortega nace en Quintanaortuño (Burgos), en 1080. Hijo de una familia adinerada, fue uno de los grandes promotores del camino, y junto con su maestro Santo Domingo de la Calzada colaboró en la construcción de puentes y caminos. Murió en Nájera en 1163. Su cuerpo fue trasladado al actual monasterio de San Juan de Ortega y enterrado en la misma capilla románica de San Nicolás que el ayudo a levantar.

Iglesia de San Juan de Ortega

Iglesia románica, con tres hermosos ábsides y gran crucero, se terminó de construir a finales del gótico. En su interior se conserva un mausoleo del santo tallado por Gil de Siloé de estilo isabelino. Son también de gran interés iconográfico sus capiteles, especialmente el que representa el combate del gigante Ferragut y Roldán, así como el triple capitel con el ciclo de la Navidad. Este último, a las 5 de la tarde de los días equinociales es iluminado por un rayo de sol que entra por una ventana de la iglesia. Este hecho es conocido como el misterio o el milagro de la luz.