Apostol

Inicio / Actualidad / Peregrinos y héroes

Peregrinos y héroes

11 julio 2019 / malagahoy.es

Sesenta niños que han estado o están en tratamiento de cáncer en el Hospital Materno Infantil de Málaga han realizado como peregrinos el camino de Santiago francés, lo que ha llevado a los familiares, voluntarios y personal que les acompañaban durante el trayecto a calificarles de «héroes».

«Estos héroes, estos niños salvajes, terminaban el camino y querían seguir jugando», ha indicado el jefe de sección de la Unidad de Cuidados Intensivos de Pediatría del Materno Infantil, José Camacho, que ha realizado el camino con los pequeños, durante el acto de entrega de reconocimientos a los peregrinos.

Camacho ha asegurado que el personal sanitario de la expedición no esperaba implicarse tanto emocionalmente, pero que los pequeños han dejado de ser «los niños de la cuarta planta» para ahora conocer su nombre, sus familias o sus vivencias, lo que ha hecho que sean frecuentes las lágrimas durante el trayecto «pero de emoción».

Con el lema «Siempre fuerte» del fallecido activista por la donación de médula Pablo Ráez, recordado en varios momentos del acto, el centro hospitalario que acoge a estos «héroes» ha reconocido este miércoles a los peregrinos de la expedición con una Compostela especial que han recogido uno por uno, entre los aplausos cómplices de sus propios compañeros de camino.

En total, han formado parte de esta expedición de casi una semana 85 menores, entre los que se encuentran hermanos y familiares de los pacientes y a los que se han sumado padres, personal sanitario, miembros de la organizadora Asociación de Voluntarios de Oncología Infantil (AVOI) y personal de apoyo, hasta llegar a en torno a los dos centenares de personas.

El director gerente del Hospital Regional de Málaga -del que forma parte el Materno Infantil-, Víctor Baena, ha calificado este logro de «una gesta que va a quedar en la historia» y la ha definido como «gratificante», «emocionante» y «humana».

«Con coraje, perseverancia y muchas ganas de vivir, nos han dado a los mayores una lección sobre cómo afrontar los problemas», ha sentenciado Baena.

También ha incidido en el aprendizaje que ha supuesto este trayecto el presidente de AVOI, Juan Carmona, que ha recordado cómo los niños no se han quejado durante el camino, sino todo lo contrario: muchos pedían no realizarlo con las muletas o las sillas de ruedas que por su situación podían precisar.

Por su parte, la oncóloga pediátrica Laura García ha celebrado el final «tan bonito y emocionante» que ha tenido la aventura y ha resaltado que lo que «realmente importa» es lo que viven día a día con los niños.

«A muchos de vosotros os conozco desde hace más de diez años. Íbamos caminando y conocía la vida y milagros de muchas de las familias. Recordaba todo el camino que han tenido que recorrer hasta llegar a ese camino de Santiago», ha relatado García.