Apostol

Inicio / Actualidad / San Juan de Ortega creará una entidad más cercana al Camino

San Juan de Ortega creará una entidad más cercana al Camino

28 noviembre 2014 / Mundicamino

Iniciará los contactos para crear una asociación que trabaje para el peregrino, y evitar trágicos sucesos como el hallazgo anteayer de un fallecido cerca del albergue.

El alcalde pedáneo de San Juan de Ortega, José Manuel Pérez, impulsará la creación de una asociación en la que se ofrezca una atención directa al peregrino y a todo lo vinculado con el Camino. «Y evitar así terribles sucesos como el hallazgo este jueves de un hombre fallecido en las cercanías del albergue», explicó. Afirmó que su intención es contactar con responsables de diferentes instituciones públicas -caso de la Junta y la Diputación- y privadas cajas de ahorro, empresas y asociación Amigos del Camino entre otras entidades-, para solicitar ayuda y consejo con el fin de dar los pasos para crear una fundación.

«El objetivo es recuperar el matiz altruista y de ayuda al peregrino que creo que se está perdiendo, en pos del interés económico que rodea cada vez más al Camino», se lamentó el edil. Explicó que, en primera instancia, «y teniendo en cuenta que el cuerpo se halló en las cercanías del albergue de San Juan de Ortega» -todo ello perteneciente al entorno de Barrios de Colina-, la primera entidad a la que se remitirán será al Arzobispado de Burgos.

«Para que en las instalaciones actuales del refugio de peregrinos de su propiedad creen un programa de atención, con alojamiento y manutención gratuita para los peregrinos que lo necesiten», detalló. «De la misma manera que ya había antes de la llegada de los nuevos gestores», añadió Pérez. Avanzó que esta iniciativa que van a impulsar desde la entidad local menor, «comenzará con la creación de un grupo de trabajo en el cual implicaremos al municipio, pero también a entidades públicas y privadas».

Pérez reconoció la coordinación cada vez mayor que existe entre algunas de las entidades también vinculadas al Camino de Santiago, como son la Guardia Civil y el servicio regional de emergencias del 112. Pero destacó también, cómo son miles de pequeños percances «los que podrían quedar en nada, si voluntarios de una asociación o fundación se ocuparan de recorrer el trayecto y velar por facilitar el esfuerzo al peregrino», comentó.

Como ejemplo recalcó las deficiencias de señalización que han motivado que muchos peregrinos se hayan perdido en el monte, problemas de salud que han dado lugar a muertes de peregrinos en el trayecto, o fallos de cobertura de los móviles. «Lo que impidió este verano, por ejemplo, la comunicación de los miembros de una familia norteamericana que quedaron así desperdigados y la preocupación que esto les causó, resultando que el chaval esperaba a sus padres en la siguiente localidad».