Apostol

Inicio / Actualidad / Un homenaje al escenario castellano del Camino

Un homenaje al escenario castellano del Camino

02 mayo 2017 / Mundicamino

Santiago Escribano, a cargo de la fotografía, y Ovidio Campo, de los textos, son los autores de ‘Haciendo Camino por Castilla y León’.

«Allá en Castilla, mística y guerrera; Castilla la gentil, humilde y brava; Castilla del desdén y de la fuerza…» escribía Antonio Machado en su poema En estos campos de la tierra mía. Una tierra que al poeta le entregó al amor de su vida y que se convirtió en el escenario de una de sus obras más famosas, Campos de Castilla. Así, gentil, humilde y místico se presenta el Camino de Santiago a su paso por tierras castellano y leonesas. Y así lo reflejan Santiago Escribano, con sus fotografías, y Ovidio Campo, con sus textos, en Haciendo Camino por Castilla y León.

Después de Burgos, luz tamizada, Escribano dio un paso hacia la siguiente etapa. Tras dos años dando pasos y madurando el proyecto junto a Campo nace esta nueva obra. El libro es un recorrido fotográfico por el Camino a lo largo de la Comunidad y 30 años después de su declaración como Itinerario Cultural Europeo. «Es un homenaje a un recorrido especial y maravilloso, a una región en la que el Camino recorre una enorme diversidad de paisajes y patrimonio», comenta Santiago Escribano, quien recuerda que «al contrario de lo que muchos piensan, que el Camino castellano es aburrido, este cambia continuamente con cada estación y en cada provincia».

Ese cambio continuo, la lluvia, la nieve, el dorado de los campos y el rojo de las amapolas, los cielos grises y los atardeceres rosáceos son solo una muestra de los paisajes que durante decenas de kilómetros acompañan al gran protagonista de este libro, el peregrino. Pero también «a todos aquellos que durante estas tres décadas han conformado y conforman el Camino de Santiago como los hospitaleros, hosteleros, sacerdotes, bodegueros, zapateros, etc».

Precisamente entre esos grandes conocedores del Camino se encuentra Campo. «Hemos formado un tándem perfecto y es que él, con quince Caminos a sus espaldas, es un experto en todo lo que le rodea», comenta el fotógrafo.

En las casi 300 páginas, Haciendo Camino por Castilla y León, alberga 430 fotografías realizadas en diferentes épocas de estos dos últimos años. Tantos son los escenarios y los momentos capturados que para Escribano es complicado quedarse con uno. «Si tuviera que elegir, elegiría la foto de portada». No solo por lo que muestra, ya que se trata de «un paisaje sencillo, pero inmenso, con un silencio que tiene mucho que decir», sino por lo que evoca. «La fotografía está hecha desde el Alto de Mostelares en Castrojeriz, muy cerca de Pedrosa del Príncipe, de donde es mi padre y donde pasó años cazando perdices».