Apostol

Inicio / Actualidad / Hablamos con Sor Bicicleta, la monja veloz que triunfa en las redes sociales

Hablamos con Sor Bicicleta, la monja veloz que triunfa en las redes sociales

25 agosto 2017 / Mundicamino

Es monja desde los 23, tiene 69 años y durante cuatro años ha estado haciendo el Camino de Santiago. Ha pedaleado cerca de 4.000 kilómetrosLa monja más veloz del Camino de Santiago conquista la Red.

Vestida con hábito y sandalias, una bandera polaca enganchada a su bicicleta y la imprescindible posición aerodinámica para alcanzar la máxima velocidad. Con ese aspecto conocimos al último viral bautizado como Sor Bicicleta cuando, un conductor y su acompañante, la grabaron bajando una cuesta en el norte de España. Una escena que suma más de 500.000 reproducciones en YouTube.

La vimos pedalear hace unas semanas y, ya en su Polonia natal, nos saluda entre risas, gratamente sorprendida por su popularidad en nuestro país. «Era una cuesta y me dejé llevar por la naturaleza», cuenta Halina (más conocida como Sor Bicicleta) al otro lado del teléfono en su lengua natal. Se convirtió en viral hace unas semanas cuando la grabaron en su bicicleta a un ritmo de ciclista de Tour de Francia. Pero ésta es sólo una anécdota de un viaje de cuatro años.

«Tenía muchas ganas de ir a España, quería ver a Santiago porque es un santo muy importante para mí. Es una peregrinación que quería hacer porque le tengo un afecto especial», relata la religiosa, emocionada. En el convento la conocen como hermana Leopolda, tiene 69 años y junto a su compañera Zofia decidieron hacer este viaje a dos ruedas. «No somos tan jóvenes como para llevar una mochila a cuestas, sería complicado», sostienen animadas las dos peregrinas, que llevaban todo lo necesario para el viaje en su cesta.

Santiago de Compostela era el destino de un viaje que comenzó hace cuatro años en Poznan (Polonia). Desde entonces, Zofia y Halina emprendían sus vacaciones en bicicleta, con rutas de hasta 1.000 kilómetros que les permitían estar, cada año, más cerca de la catedral gallega. Han pedaleado por Polonia, Alemania, Bélgica, Francia y España y han recorrido un total de 4.000 kilómetros.

4.000 kilómetros, «sólo en vacaciones»

Este año han realizado la última parte de esta aventura que les ha arrancado más de una carcajada por la imprevista sorpresa de convertirse, sin querer, en virales. La andanza ha tenido final feliz para las dos monjas, que pudieron reunirse con el santo, rezarle y «abrazarle espiritualmente». Un encuentro que recuerdan con especial cariño. Además de ese momento tan importante para ellas, recuerdan con especial afecto a «la lejana y bonita España». «Me encanta, es preciosa. Sus montañas y paisajes son maravillosos. Y, sobre todo, la gente. Es muy buena», señala Halina fascinada recordando su viaje, muy encariñada con nuestro país.

Han aprovechado las vacaciones de sus labores en el convento para hacer la peregrinación. «Sólo podíamos ir en vacaciones, el resto del tiempo tenemos nuestro trabajo y obligaciones como todo el mundo», explica la protagonista del vídeo, con una viveza con la que no extraña que sea capaz de cruzarse Europa en bicicleta con sus 69 años.

Ambas peregrinas se sienten agradecidas a quienes les grabaron durante un pequeño tramo de su viaje y, por supuesto, a cada persona con la con la que se han cruzado en el camino. Halina concluye la llamada entre risas y abrazos para todos, para continuar con sus quehaceres diarios, y aclarando que, simplemente, se aprovechó «todo lo que pudo de la naturaleza».